Muere Christopher Plummer a los 91 años

El legendario actor Christopher Plummer, que interpretó al viudo Captain von Trapp junto a Julie Andrews en el exitoso musical de 1965 «The Sound Of Music» y en 2012 se convirtió en el actor de mayor edad en ganar un Oscar, murió a los 91 años.

Enlaces Patrocinados

«El mundo ha perdido a un actor consumado hoy y yo he perdido a un querido amigo», dijo Andrews en un comunicado. «Atesoro los recuerdos de nuestro trabajo juntos y todo el humor y la diversión que compartimos a lo largo de los años».

De acuerdo con la información publicada por Reuters, Plummer falleció pacíficamente en su casa de Connecticut con su esposa Elaine Taylor a su lado.

Enlaces Patrocinados

«Chris era un hombre extraordinario que amaba y respetaba profundamente su profesión con excelentes modales a la antigua, humor autocrítico y la música de las palabras», dijo el gerente Lou Pitt en un comunicado.

Plummer contaba con una amplia carrera artística.

Su primera aparición en una película fue en ‘Stage Struck’ en 1958, un drama en el que interpretó a un escritor enamorado del ingenio de Susan Strasberg.

Sin embargo, su mayor éxito fue el de capitán Von Trapp en ‘Sonrisas y Lágrimas’ en 1965.

Enlaces Patrocinados

Sus mayores reconocimientos en la pantalla grande llegaron al final de su carrera, desde el año 2009 acumuló tres nominaciones al Óscar (y en 2012 se convirtió en el actor más longevo de la historia que subía al escenario a recoger este galardón).

Te puede interesar: Rusia expulsa diplomáticos alemanes, suecos y polacos

Además de otros tres a los Globos de Oro y dos del Sindicato de Actores de Hollywood.

Enlaces Patrocinados

Plummer intervino en 2017, durante un periodo breve de tiempo para reemplazar a Kevin Spacey en la película dirigida por Ridley Scot  “Todo el dinero del mundo”, después de que Spacey fuera acusado por una agresión sexual.

Plummer nació en Toronto en 1929, bisnieto de John Abbott, el tercer primer ministro de Canadá, y creció en Quebec.

Siendo muy joven se unió al Montreal Repertory Theatre , y tras un breve período en Broadway logró su primer papel principal como Hal en Henry V en el festival Stratford de 1956 en Ontario.

Tras este papel llegaron muchos otros, tanto en Stratford como en Broadway, e incluso llegó a estar nominado al Tony en 1959 como mejor actor en J.B. de Archibald MacLeish , que fue dirigida por Elia Kazan.

En esta etapa también trabajó como actor en la Royal Shakespeare Company en Reino Unido, interpretando a Benedick en la producción de 1961 de Much Ado About Nothing y el papel principal de Richard III en ese mismo año.

Su imagen porque está estrechamente ligada a uno de los musicales más celebrados de Hollywood, «Sonrisas y lágrimas» (1965), en el que interpretó al rígido pero entrañable padre de la familia Von Trapp, cuyo corazón se ablandaba con la llegada de Julie Andrews. 

Enlaces Patrocinados

Antes de recibir ese papel, que terminó de catapultar su fama, Plummer participó en otra superproducción de la talla de «La caída del imperio romano» (1964), cuyo rodaje se llevó a cabo en varias regiones de España.

Es considerado una de las leyendas de Hollywood, este actor ha participado en una amplia variedad de producciones, desde “The Royal Hunt of the Sun” y “The Battle of Britain” en 1969, hasta la épica ‘Waterloo’ de Sergei Bondarchuk (1970).

“El regreso de la pantera rosa” (1975). Además, interpretó a Rudyard Kipling en “El hombre que podría ser rey” y a Sherlock Holmes en “Asesinato por decreto” (1979). En teatro ganó un premio Tony en 1973 por el papel principal en el musical Cyrano.

Enlaces Patrocinados
Enlaces Patrocinados
Enlaces Patrocinados

Por Editorial

A %d blogueros les gusta esto: